..:: Ayuntamiento de Coscomatepec 2014-2017 ::..


 

 

 

Inauguró Manuel Álvarez Exposición Pictórica.

 

MÁS Cultura para Coscomatepec.

 

3 octubre 2014

 

El describir lo que los coscomatepecanos sienten al momento de escuchar la arenga, es algo incomparable, indescriptible, mágico e incluso envidiable y hasta hace unas horas podíamos llegar a creer que el transmitirlo ...sería imposible, pero la noche del 3 de octubre del 2014 se demostró que ¡Nicolás Bravo vive!

 

No fue un día como cualquier otro, hubo tensión, pero sobre todo unión, el frío y la lluvia hicieron que la angustia acrecentara aún más el amor que cada uno de nosotros sentimos al estar cerca de celebrar un año más de independencia.

 

Detrás del escenario se veía gente correr hasta que llegó el momento del tradicional ritual, donde como creyentes los actores se encomiendan a Dios, pero está noche, la actuación tenía varios significado y dedicatorias comenzando por la hecha por Víctor Carpinteiro a su maestro Raúl Zermeño quien había muerto unas horas antes.

 

El sentimiento invadió el lugar y llenó a todos los actores de inspiración para abrir paso a la escena.

En esta ocasión la historia fue narrada por un pequeño y su abuelo, los diálogos no eran los acostumbrados por los lugareños pero transmitían la historia que durante 201 años hemos llevado a cuestas.

 

Los movimientos teatrales, dieron muestra del porque Víctor Carpinteiro es llamado ¡maestro!; la iluminación hizo sentir a los miles de espectadores parte de la representación.

 

El utilizar el kiosco central del parque Constitución hizo que la gente incluso interactuara al ver pasar a los actores por el lugar.

 

La fuerza que plasmó Alberto Estrella en el personaje principal hizo sin duda alguna palpitar eufóricamente más de un corazón y decenas de caras se llenaron de lágrimas de emoción, el nudo en la garganta fue no sólo de los locales.

 

Hubo incluso quien gritó a los gachupines burlándose de ellos al ver que… ¡Coscomatepec era libre!, muchos sin conocer la historia dieron el reconocimiento a los locales no sólo por el acto teatral conformado en su mayoría por la gente del municipio, sino además por tener arraigada la tradición de hacer magna la obra de la representación.

 

Un día que marcó la historia, un día que jamás de olvidará, porque el 3 de octubre de 2014 durante la representación todos fuimos coscomatepecanos al sentir las ganas de tomar las armas y correr cuando Nicolás Bravo gritó… ¡SÍGANME!

 

 

Coordinación de Comunicación Social.

 

 

 
 

 
 
Compartir  

 

 

Palacio Municipal. Coscomatepec, Ver..

Iglesia San Juan Bautista. Coscomatepec, Ver.

 

 

 

 

 

Estructura

Transparencia

Servicios

Turismo

Contacto

 

       
   
   
   
 

 

     
   
   
   
   
   
   
   

 

       
   
     
     


Calle Armez y Arguelles Col. Centro, S/N C.P.94140 Coscomatepec, Ver.